GobCol

lunes, 20 de febrero de 2017

Vacunación y alimentación saludable, fórmula contra infecciones respiratorias


* Esquema de vacunación protege al organismo de padecimientos, señala la Secretaría de Salud

* Vitaminas y ácidos grasos refuerzan el sistema respiratorio y evitan las infecciones

En la prevención de los padecimientos como las infecciones respiratorias agudas que aumentan durante esta época del año, la aplicación de vacunas y tener una alimentación saludable fortalecen el sistema inmunológico y evitan alteraciones serias como bronquitis, neumonía e influenza, señala la Secretaría de Salud y Bienestar Social del Gobierno del Estado.

La dependencia estatal detalló que existen diversos factores que pueden ocasionar un debilitamiento del organismo y cuando esto sucede, las personas son vulnerables hacia cualquier tipo de invasión produciéndose así los padecimientos infecciosos.

Por ello, es importante contar con el esquema de vacunación para proteger el organismo de innumerables padecimientos, siendo algunas de estas vacunas la BCG, hepatitis A y B, poliomielitis, rotavirus y neumococo, mismas que se constituyen como las medidas de prevención más importantes.

Asimismo, los padecimientos respiratorios más frecuentes durante la época invernal son la gripe, el resfrío, catarro, bronquitis y neumonía, los cuales afectan tanto a niños como a adultos y personas de la tercera edad, por lo que es importante llevar una alimentación saludable que ayude a evitar o a aliviar sus síntomas cuando se padecen.

De igual manera las vitaminas A, C, y E y ácidos grasos como omega 3, zinc y selenio son nutrientes que intervienen en la regeneración de las mucosas, refuerzan el sistema respiratorio, mejoran la inmunidad y brindan una acción antiinflamatoria de las vías respiratorias.

Tales elementos se pueden encontrar en alimentos como el hígado, yema de huevo, lentejas, zanahoria, espinaca, naranja, tomate, kiwi, limón, almendras y pescados azules.

Otros alimentos que ayudan a fortalecer el organismo son la miel de abeja, el té verde, el consumo de frutas que contengan vitamina C como lo son la piña, melón, fresas, guayaba, naranja, mandarina o toronja.

Advirtió que las grasas saturadas disminuyen la capacidad de defensa del organismo porque aumentan los niveles de colesterol y de peso, especialmente en la zona del abdomen, por lo que pueden ser remplazadas por ácidos grasos omega 3, omega 6 y omega 9 que encuentras en pescados de mar, frutos secos, semillas de linaza, soya y cereales integrales.

La Secretaría de Salud invita a la población acudir a la unidad de salud más cercana para recibir más información que ayudará a evitar las molestias de las infecciones respiratorias y en donde un especialista asesora y brinda un plan de alimentación de acuerdo a las necesidades de cada persona.

Colima, Col. 19 de febrero de 2017

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por tu interés en comentar la nota o realizar sugerencias.